domingo. 25.09.2022

El grito desesperado de Olena, la voz ucraniana en Zamora

Olena Anichkina es una de los 47 ucranianos censados en Zamora que llegó a esta tierra huyendo de la inestabilidad política y la deriva de un conflicto, ya tornado en guerra

La última hora le llega desde Kiev, donde su hija mayor y su madre se refugian de los ataques del ejército y la aviación rusa

Manifestación por Ucrania (11)
Manifestación por Ucrania (11)

Lleva cerca de tres años en España, pero ni el tiempo ni la distancia son capaces de desdibujar los lazos que le unen a su tierra. Olena Anichkina es una de los 47 ucranianos censados en Zamora. Son menores en número respecto al resto de compatriotas que residen en cualquiera de las otras ocho provincias de Castilla y León, pero su lucha resulta encomiable y equiparable en fuerza. Llegó a esta tierra huyendo de la inestabilidad en un país que lleva tiempo sangrando ante los conflictos políticos e intereses de Rusia, pero del que sólo ahora parece que comenzamos a tomar conciencia. 

Olena y su marido dejaron atrás su vida para apostar por un futuro en paz junto a dos de sus tres hijas en Zamora, pero su sangre le lleva a las entrañas de Kiev. Concretamente a las estaciones de metro y los búnker que sirven de refugio a su primogénita, de 22 años, y a su madre, de 72.

Con lágrimas en los ojos, Olena sobrelleva como puede el cansancio de organizar una manifestación que ha movilizado este sábado a cientos de zamoranos. Permanece con el alma en vilo, amparada por una carga mucho mayor: la responsabilidad de tratar de alzar la voz y trasladarnos de primera voz la realidad de una guerra -que no conflicto, teniendo en cuenta que hace tiempo ya tomó tintes internacionales- le obliga a hablar con franqueza.

Manifestación por Ucrania (3)
Manifestación por Ucrania (3)

El temor hizo que la madre de Olena se trasladara hace poco menos de un mes de su residencia próxima a Luganks a la capital, supuestamente más segura. Allí permanece junto a su nieta y el novio de esta, pasando cada noche en alguno de los numerosos refugios de los que dispone Kiev bajo tierra. Ellas son el mejor y primer medio de información para Olena y los ucranianos que residen en nuestro país, la fuente de información más veraz. Pese a los ataques, las comunicaciones aún permiten que puedan hablar de forma diaria.

Asegura que Kiev parece haber retrocedido en el tiempo, sumida ahora en el caos. Sin apenas comercios abiertos ni medios de transporte, sus pies se tornan en la única vía de escape cuando las sirenas comienzan a resonar anunciando el toque de queda.

Su hija es el ejemplo de una población que ha tenido que aparcar su día a día para guarecerse de las bombas. Modelo y cantante internacional, ha abandonado los focos y las pasarelas en Estados Unidos, Vietnam o Málaga, para cuidar de los suyos y preservar su vida.

Las fotos de las sesiones fotográficas copan la galería del móvil de Olena, orgullosa de la entereza de su hija y del resto de los ucranianos y confiando en que la ayuda termine tornándose en una respuesta fuerte y decidida por las principales potencias contrarias al régimen de Putin.

Manifestación por Ucrania (10)
Manifestación por Ucrania (10)

Como una de las integrantes de la Asociación de Ucranianos en Zamora y Salamanca, Olena habla con dolor de la situación de su país, pero con el absoluto convencimiento de que ganarán una batalla que requiere de una implicación mayor por parte de las instituciones internacionales para apoyar la batalla que está lidiando el ejército ucraniano. Asegura que el apoyo por parte de la Unión Europea al cierre del espacio aéreo en Ucrania supondría un paso decisivo para un conflicto que, asegura, está resultando más duro para Rusia y el Gobierno de Putin de lo que inicialmente habían previsto.

Su fuerza fue la que le impulsó a dejar atrás su trabajo. Esta economista de formación y cocinera por devoción trata de mantener la entereza en todo momento. Lo mismo que su marido -dedicado al sector de la metalurgia, pero con experiencia también como escritor- que le ampara redactándole varios textos para ayudarle a transmitir mejor su idea sobre la situación que se está viviendo en estos días. También su opinión acerca de una guerra en la que las informaciones no siempre se tornan veraces, bajo la peligrosa narrativa lanzada desde Moscú y sus medios afines. 

Las voces de este matrimonio resonaron con fuerza en la Plaza Mayor de Zamora al grito de “Viva Ucrania” y sus espaldas recibieron el calor de los zamoranos que se han volcado con la ayuda humanitaria. Olena y su marido hicieron gala del orgullo de una "pequeña" nación que ha plantado cara al poderoso ejército ruso a golpe de pancartas y ondeando la bandera con las dos bandas azul y amarillo. 

Manifestación por Ucrania (20)
Manifestación por Ucrania (20)

Mantiene que los países de la OTAN no deben temer a Rusia y deben cambiar su estrategia y apostar por pasos firmes y no posturas “vergonzosas como la de otorgar a ucrania unas cuantas toneladas de gasolina para abastecer al equipo militar”.

Olena asegura que la peligrosa narrativa que está empleando Putin, su Gobierno y medios afines está provocando tensiones internas entre la población rusa pero también a nivel internacional. Asegura que la sensación es que Putin está ganando el pulso, pero llama a confiar en la resistencia del ejército ucraniano y a ejercer una respuesta contundente como la única forma de frenar esta contienda. “Aún estamos a tiempo de frenar un desastre humanitario, Ucrania se vale sola pero queremos contar con la Unión Europea porque si Ucrania cae, toda Europa le seguirá. Somos uno y así lo estamos expresando”.

Manifestación por Ucrania (25)
Manifestación por Ucrania (25)

El grito desesperado de Olena, la voz ucraniana en Zamora
Comentarios