lunes. 26.02.2024
Agustina sufre bullying en un centro en Mendoza
Agustina sufre bullying en un centro en Mendoza

¿A dónde estamos llegando? ¿Qué estamos haciendo? Agustina solamente tiene cinco años y, desde que comenzó su vida escolar, llora pidiendo que Dios la lleve al cielo. La angustia de la niña hace que sus padres no puedan evitar llorar; pena, frustración, impotencia. No saben qué hacer, en un año la pequeña cambió por completo, ya no queda nada de la alegría que tenía.

Ahora es solitaria y triste. Todo se desencadenó en un centro educativo en Mendoza, Argentina. El mal trato por parte de sus compañeros ha llevado a esta pequeña a querer acabar con su vida, una vida que ni siquiera ha comenzado.

“Ya el año pasado le decían cosas en el jardín, pero por ahí como era más chica no se daba cuenta pero ahora sí y le duele lo que escucha. Todos los días regresa a casa llorando, enojada, nos pide no ir más a la escuela y dice que se quiere ir al cielo. Nos enteramos que este no es el primer caso de maltrato en la escuela, hay nenes que hasta son golpeados por sus compañeros”, ha contado a Infobae Juan Carlos Palma, padre de la niña.

Los padres no saben qué hacer. El bullying no es una broma, es un problema serio. El acoso multiplica por 2,5 las probabilidades de suicidio entre menores.

“Dijo que en la escuela se ríen de ella, que le dicen ‘gorda cerda’, ‘gorda chancha’, ‘gorda puta’... ¡Tiene cinco años y tiene que escuchar todo eso!”, ha agregado el progenitor. 

"¡Dios, llévame al cielo!": la petición de una niña de 5 años víctima de bullying