miércoles. 29.05.2024
speedometer-1249610_640
Panel de velocidad de un vehículo. Imagen de archivo

La llegada del Intelligent Speed Assistant (ISA) marca un cambio significativo en la conducción en Europa, y en Zamora no es la excepción. Esta tecnología, respaldada por la Unión Europea, tiene como objetivo primordial reducir los accidentes de tráfico al alertar a los conductores sobre los límites de velocidad establecidos.

De hecho, a partir del 6 de julio, todos los coches que se matriculan deben tener un asistente de control de velocidad; una medida que hará que "conozcamos las limitaciones y que las respetemos, según ha remarcado el subdelegado del Gobierno, Ángel Blanco. 

El ISA fusiona dos tecnologías esenciales: el limitador de velocidad y el sistema de reconocimiento de señales de tráfico. Mientras que el primero permite establecer una velocidad máxima para el vehículo, el segundo utiliza cámaras frontales para identificar las señales de límite de velocidad en la vía.

Inicialmente, el ISA ofrecerá tres niveles de intervención. En el primero, simplemente alertará al conductor visual y auditivamente sobre el exceso de velocidad. En el segundo nivel, además de los avisos, podrá intervenir reduciendo la potencia del acelerador. Finalmente, en el tercer nivel, el sistema controlará autónomamente la velocidad del vehículo, minimizando la intervención del conductor.

Aunque será desconectable, se espera que su adopción tenga un impacto positivo en la seguridad vial en Zamora y en toda Europa. Esta innovadora tecnología ofrece a los conductores una herramienta adicional para cumplir con los límites de velocidad y reducir el riesgo de accidentes en las carreteras de la región.

La tecnología del futuro llega a las carreteras de Zamora para reducir la siniestralidad