domingo 24/10/21

Un zamorano, entre los mejores MIR de España

Daniel Álvarez de Castro, nacido en el Barrio de la Lana, logra el puesto 242 tras una prueba en la que se examinaron más de 13.000 aspirantes

Daniel Álvarez de Castro
Daniel Álvarez de Castro

Tiene 29 años y ya está entre la élite de los MIR. Daniel Álvarez de Castro, zamorano del Barrio de la Lana, ha logrado una plaza como médico residente en formación y se ha situado entre los 242 mejores de la convocatoria de 2020, a la que se presentaron más de 13.000 aspirantes.

El camino no ha sido fácil en medio de una pandemia que lo ha trastocado todo. Tras 10 meses de intenso estudio, la mayoría a través de clases online, más de 4 horas de examen y 175 preguntas, solo dos sobre la COVID, Daniel Álvarez ha logrado no solo cumplir su sueño sino también estar entre los mejores. Terminó el examen con 144 aciertos.

"Estoy muy contento y no, no me esperaba una puntuación tan alta", confiesa este joven zamorano, para el que estar entre los 242 mejores ha sido "una sorpresa muy grande". Al igual que el trabajo previo. "Han sido meses de 7 horas de estudio, 3 de clase y 1,30 de test", apunta, es decir, 10 meses dedicado en cuerpo y alma a lograr su objetivo.

Este graduado en Enfermería decidió, tras trabajar en varios hospitales, que quería ser médico. "Lo tuve claro", asegura. Y decidió especializarse en la Universidad de Oviedo. Ahora, sus metas están claras: hacer Digestivo y trasladarse a Madrid.

La elección de esta especialidad tiene mucho que ver con su pasión por la Cirugía. "Digestivo es una especialidad muy completa", explica, "en la que se combinan medicina  e intervención". Su salto a la capital de España tras estudiar en ciudades pequeñas como Zamora, Salamanca y Oviedo, no lo tenía tan claro al principio, pero ahora está convencido de que hay que trabajar en aquellos hospitales "más potentes" y en Digestivo Madrid y Barcelona están a la cabeza en Investigación, sin olvidar que las condiciones laborales son mejores y hay más posibilidades de promoción y rotación.

Y aquí llega la crítica a una profesión mal pagada y que concentra demasiada eventualidad. "El nivel de Medicina en España es bueno, a años de luz de algunos países, como Croacia, donde estuve haciendo prácticas de verano, pero las condiciones laborales son muy precarias", resalta este futuro médico. "Y, por eso, acabamos en las grandes ciudades, en busca de una estabilidad profesional que no tenemos en comunidades como Castilla y León", apostilla. 

De trabajar en el mundo rural, "ni hablamos", indica. "No hay incentivos de ningún tipo, al contrario, los contratos son precarios y el trabajo más duro por los desplazamientos que hay que hacer", lamenta Daniel Álvarez de Castro, convencido de que así "no se fija población en los pueblos".Daniel Álvarez

Mientras descansa en casa de sus padres, "muy felices porque saben todo lo que me ha costado", este talento zamorano se dedica a llamar a residentes para saber lo que le espera. "Digestivo son 4 años y los residentes con los que he hablado están muy contentos", afirma. Y concluye con un mensaje para los jóvenes: el esfuerzo merece la pena.

A él, le ha llevado a estar entre los mejores de España.

Comentarios