martes. 06.12.2022

Zamora: sin escuela, sin bancos, sin médicos y ahora...sin bares

La provincia se sitúa entre los territorios de España que registra más municipios sin establecimientos hosteleros de proximidad

El estudio sobre la "Dimensión social de la Hostelería en Restaurantes" destaca la importancia "social" de mantener los bares abiertos en la España Vaciada

Bar en una localidad de Zamora
Bar en una localidad de Zamora

Apenas el 0,3% de la población española vive en algún municipio sin bares o establecimientos hosteleros cercanos. En términos absolutos, cerca de 143.000 españoles no disponen de una "barra" cercana para tomar el café. Y Zamora se encuentra entre las provincias de España donde hay más municipios sin bares de proximidad.

Sin médicos, sin escuelas y sin entidades bancarias, el mundo rural se desvanece sin remedio. Pero también los bares tienen una dimensión social en unos pueblos despoblados, donde la barra ofrece un servicio "nucleador de la vida colectiva". Así lo refleja el estudio sobre la "Dimensión social de la Hostelería en Restaurantes", presentado este jueves por la Asociación Estatal de Directoras y Gerentes en Servicios Sociales. 

La conclusión del análisis es clara: son de gran importancia las iniciativas que permiten mantener abiertos estos establecimientos en municipios con escaso número de habitantes.

Y en esta lista, Zamora también sale perdedora al estar entre las 35 provincias españolas con más pueblos sin bares. Y en esa clasificación aparecen otras dos provincias de Castilla y León: Salamanca y Burgos. Y es que la comunidad concentra casi la mitad de la población española que vive en municipios sin bares, nada menos que 70.441 habitantes sin poder "echar un parlao" o degustar una tapa en compañía de los vecinos . En cambio, hay cinco autonomías en las que todos sus poblaciones cuentan con este servicio: Baleares, Canarias, Galicia, Madrid y Murcia.

Image00002
Image00002

El documento va más allá y subraya que los bares de barrios y pueblos son espacios de referencia para el encuentro vecinal, laboral o relacional, que forman parte de la vida cotidiana. 

En conclusión, el estudio defiende que los bares favorecen las relaciones sociales directas y evitan el aislamiento y la soledad, e incluso dan seguridad y favorecen la cohesión social y la integración. El documento viene a poner cifras al dicho que siempre hemos oído en el medio rural: "Si se cierra el bar del pueblo, se acaba el pueblo".

Zamora: sin escuela, sin bancos, sin médicos y ahora...sin bares
Comentarios