sábado 27/11/21
Niños en la piscina del Tránsito
Niños en la piscina del Tránsito

Es un problema normal cuando comienza la temporada de baños, pero este año los usuarios de la piscina del Tránsito aseguran que hay "muchas más avispas que otros años".

Las altas temperaturas de la pasada semana arrastraron a muchos zamoranos a las piscinas, pero también a estos insectos en busca de agua, un lugar fresco en el que refugiarse y atraídas por el olor de cloro.

Usuarios de la piscina del Tránsito aseguran que este año la presencia de las avispas es mucho mayor que en ediciones anteriores y piden a los responsables del mantenimiento de las instalaciones que tomen algún tipo de medida, aunque los expertos aseguran que no hay nada que hacer a excepción de retirar los nidos.

Hasta el momento, estos himenópteros solo han causado molestias a los bañistas, pero los usuarios con niños temen que sus hijos acaben recibiendo un picotazo mientras se bañan.

Piscina del Tránsito

La piscina del Tránsito se abrió al público el 30 de junio y el horario de baño es de 11,30 a 20,30 horas.

Para hacerles frente existen diferentes métodos, sin que sea necesario recurrir a un insecticida para avispas. El Español publica una lista de elementos disuasorios y otras trampas para disfrutar tanto en la piscina de su casa como en las públicas.

1. Rodajas de pepino

Colocar rodajas de pepino por el suelo, así como por todos aquellos lugares a los que no deseas que estas puedan acceder. Gracias a su acidez, es un método muy efectivo para conseguir que las avispas dejen de molestarte y puedas bañarte con tranquilidad.

2. Enjambre de juguete

Las avispas son unos insectos que son muy territoriales. Por ello, evitarán acudir a zonas en las que vean que ya hay otro nido. De esta forma, si emulas la presencia de un enjambre, estas se irán del lugar. Es una manera curiosa pero efectiva para ahuyentar avispas.

Podrás conseguir enjambres de juguete a precios económicos o, en su defecto, podrás optar por hacerlos tú mismo con una bolsa de papel marrón arrugada. Para tener mayores probabilidades de éxito, es aconsejable que introduzcas en su interior varios antipolillas, ya que desprender un olor que estos repelen.

3. Agua y jabón o lejía

Uno de los remedios caseros más utilizados para intentar que abejas y avispas no te piquen ni a ti ni a las personas que te rodean, es el de utilizar agua y jabón. Este insecticida para avispas es natural y no es tóxico, con la ventaja de que además se puede preparar de forma sencilla y en apenas cuestión de unos pocos minutos.

Para prepararlo solo necesitas hacer una mezcla de dos litros de agua con siete cucharadas de jabón de loza, rociando la mezcla de forma directa sobre la colmena. No obstante, tendrás que primero haberlo localizado, ir protegido con ropa cubierta y alejarte rápido de la colmena.

La lejía, por su parte, también es muy efectiva en la lucha contra estos insectos, que no podrán soportar su olor. Para utilizar este repelente de avispas puedes limpiar puertas, ventanas y las proximidades de la piscina con el producto y evitarás que revoloteen por el lugar.

4. Limón o Vinagre

El olor a limón tiene tal efectividad que puede ser equivalente a un insecticida para avispas, ya que, si cortas un limón en rodajas y lo colocas alrededor de la piscina, se alejarán inmediatamente del lugar. Trata de situarlas en zonas estratégicas para que realmente puedan cumplir con su cometido.

El vinagre, por su parte, también es muy útil gracias a su fuerte olor. Mezclándolo con agua puede ser más que suficiente para para ahuyentarlas.

5. Bórax

El Bórax es un repelente de avispas muy eficaz, ya que se trata de un insecticida natural en polvo que es inofensivo para los humanos pero que hará que desaparezcan estos insectos de cualquier zona en la que hayas decidido esparcirlo.

Lo que debes evitar para no atraer a las avispas

No vistas con colores brillantes. Si lo haces, las abejas y resto de insectos se sentirán atraídos al pensar que eres una flor.
 

No las aplastes. Más allá de que sea respetuoso con el animal, debes saber que, si matas una, es probable que libere feromonas que atraerán a algunas de sus compañeras.
 

Evita utilizar perfumes muy aromáticos. Las avispas se sienten atraídas por los olores dulces, por lo que si usas perfumes excesivamente aromáticos tendrás más riesgo de que anden por la zona.

Fuente: El Español

Usuarios de la piscina del Tránsito se quejan de una "plaga" de avispas
Comentarios