miércoles 25/5/22

Plataforma por la Sanidad de Aliste: El fin del “Plan Aliste”: nada es casualidad

Arranca fuerte septiembre con la cancelación del Plan Piloto de Reordenación de la Sanidad Pública en nuestra comunidad al que se dio el nombre de nuestra comarca: el conocido como “Plan Aliste”. Habrá razones de “alta política” en esta decisión pero también la propia inconsistencia del Plan y las reivindicaciones ciudadanas desde esta y otras comarcas de la España Vaciada. Donde otros ven triunfo, nosotros sentimos que volvemos a la casilla de salida. Por ello, desde la Plataforma en Defensa de la Sanidad de Aliste queremos poner en valor la importancia de la lucha social por nuestros derechos sanitarios.
Foto de archivo de la concentración de la Plataforma sanidad pública digna en Aliste
aliste plataforma sanidad pública digna

Es importante señalar que estas reivindicaciones por una mejor sanidad rural no son un fenómeno nuevo. Aquí, en 2014 en Alcañices, denunciábamos con una “gaitada” la reducción de plazas médicas y de enfermería. Este fue el origen de la Plataforma en Defensa de la Sanidad de Aliste y, desde entonces, nos hemos dedicado a denunciar sin descanso el desmantelamiento que se estaba produciendo en la sanidad rural en nuestra comarca y en nuestra región.

Puede que fuera esa intensa actividad reivindicativa la que llevó a la Consejera de Sanidad en otoño de 2019 a tener una de las primeras reuniones con nuestra Plataforma. Poco después, el Vicepresidente de la Junta vino también a Aliste a hablarnos de sanidad rural. En esa época se empezó a hablar del “Plan Aliste” como modelo de reordenación, como panacea para los males del sistema. Desde nuestra Plataforma dimos un voto de confianza a la Consejería a la vez que le hacíamos propuestas de mejora para la sanidad rural. Pronto nos dimos cuenta de que ni nuestras propuestas se habían tenido en cuenta, ni se iba a plantear un modelo que mejorara la sanidad rural, más bien al contrario. Por esos motivos, desde que conocimos el texto del llamado “Plan Aliste”, nos opusimos frontalmente a él a la vez que recorrimos los pueblos para explicar a sus habitantes que es lo que realmente pretendía implantar. Además, denunciamos otras prácticas abusivas de la Consejería, como el cierre de consultorios locales.

La actividad de nuestra Plataforma ha sido frenética en los últimos meses. Junto al movimiento España Vaciada hemos denunciado el cierre de consultorios en agosto del año pasado. En octubre participamos en el “Yo paro por mi pueblo”. Junto a otras de plataformas de sanidad, en mayo realizamos concentraciones simbólicas en nuestros consultorios locales. Este verano hemos defendido una sanidad rural digna colocando prendas blancas en nuestros balcones como señal de protesta.

Afortunadamente, no hemos sido los únicos en protestar ante los problemas de la sanidad rural en nuestra comunidad y este verano ha sido especialmente intenso en movilizaciones. Sin ir más lejos de nuestra provincia, distintos grupos han extendido las movilizaciones por Sayago y en nuestra comarca, en Samir, el pueblo explotó el 28 de agosto en una masiva concentración tras más de dos años sin consultas médicas.

Asistimos a una revuelta que reclama los derechos sanitarios que nos corresponden a los habitantes de los pueblos. Una revuelta pacifica pero que le ha dado miedo a la clase política. Este miedo es el que ha llevado al Presidente de la Junta de Castilla y León a cambiar de rumbo. Este miedo es el que ha llevado a rectificar a quienes nos acusaban de alarmistas cuando desde hace años reclamábamos más profesionales sanitarios, incluso este miedo es el que ha llevado este verano al principal partido de la oposición a recorrer pueblos por los que antes ni se había preocupado.

Desde la Plataforma Sanitaria de Aliste creemos que nada de lo que ha sucedido es por casualidad. Cuando la sociedad civil reivindica, se pueden cambiar las cosas. Lo acabamos de ver con el “Plan Aliste”, donde las exigencias sociales han sido clave para que se suspenda.

Sin embargo, la cancelación del “Plan Aliste” no va a solucionar los problemas sanitarios que afectan a nuestros pueblos. Es urgente diseñar un nuevo modelo participado por técnicos, profesionales, colectivos y personas del medio rural en el que los pacientes estén en el centro del mismo garantizándose una sanidad digna para ellos. Es necesario un esfuerzo y trabajo real para que las mejoras sanitarias lleguen lo antes posible a los pueblos.

La Plataforma en Defensa de la Sanidad de Aliste lleva trabajando dos años en propuestas que nacen de las necesidades y de las opiniones de los habitantes del territorio. Estamos dispuestos a compartirlas de forma constructiva, como hemos venido haciendo con la gente de los pueblos y con la Consejera de Sanidad, con los sanitarios y los alcaldes. Pero lo haremos como hasta ahora, críticamente, denunciando y trabajando para lograr lo mejor para nuestros pueblos y convecinos.


 


 

Plataforma por la Sanidad de Aliste: El fin del “Plan Aliste”: nada es casualidad
Comentarios