martes 15/6/21

Por ellos, por todos los que ya no están y no pudieron ponérsela, Pfizer, Moderna o Janssen, la que sea vacúnense

Daba igual la vacuna, salvo Janssen puesto que a mi con solo una dosis de cualquiera vale, según los expertos, hoy a falta de 24 horas de mi segunda oportunidad de vida, me han vacunado.
vacuna Paco
vacuna Paco

Ante el negacionismo y los que no creen en el virus, solo puedo decir que si ellos no perdieron a sus padres o a sus amigos, yo si los perdí, y por ellos hoy me he vacunado en Zamora. A mi me importa un carajo lo que piensen los negacionistas, eso si el respeto que lo tengan, y no se acerquen a menos de dos metros sin mascarilla porque el tortazo se lo juegan.

Una buena organización pasa por una buena logística y claro por tener vacunas que seguro habrá para todos.

Con Javier el hombre de Protección Civil que llevaba desde las 8:30 de la mañana en una labor importante, la de poner gel a quien llegaba a la nave de IFEZA y que daba paso a la nave de Cristal y de ahí a cada zona, se abría mi puerta a la vacunación, donde de box en box y vacuno porque me toca, las enfermeras, amables y encantadoras inoculaban esta tarde como días pasados a todo brazo que se acercaba.

Ellas de dos en dos, y los llamados a la vacunación de uno en uno, pasaban por los boxes donde las enfermeras iban pidiéndote el número del DNI para posteriormente ver tu ficha, y en ella anotar tanto el tipo de vacuna como la casuística de cada uno.

En mi caso covid persistente, y hace ya un año que he pasado la enfermedad pero también he estado dando positivo en innumerables ocasiones, eso si, sin contagio aparente hacia los demás ya que mis anticuerpos en los test Elisa,  que me he tenido que pagar de mi bolsillo así lo confirmaban.

Mi médico de cabecera lo entendió desde el inicio, mi enfermera que da la casualidad que encima es mi prima también y tras la muerte de mis padres, la solución tras tanta desgracia era reafirmar esa fuerza que hemos de tener en el interior para parar un bicho tan malévolo que deja huérfano a cualquiera. Ahora mi internista es la que me trata de las secuelas que el puñetero covid-19 me ha dejado, y que no son pocas, pero soy autónomo y aquí no valen bajas.

Hoy mi vacuna era Pfizer pero podía haber sido cualquier otra sin problema alguno, salvo que me hubiera tocado Janssen.

Hubiera dicho pasa-palabra porque esa es para los que de un viaje han de estar inmunizados, la hubiera cedido a cualquier cajero o cajera de cualquier supermercado o a cualquier trabajador funerario. Fue Pfizer, la que no les pudieron poner a mis padres, la que no pudo tener Jose que ya hubiera estado vacunado por la edad...las vacunas de tantos a los que no les llegó y el puto virus se los llevó.

Sin más que agradecer a la sociedad y a los que hoy me han dado la oportunidad de seguir viviendo con mucho menos miedo, solo les pido una cosa, vacúnense por ustedes mismos, por sus hijos, por sus nietos o hermanos, por sus padres o simplemente porque lo importante es vivir como dice mi  #Hashtag favorito y el de Pau Donés, ya pasé por un cáncer, y por el puto bicho este, ahora lo de vivir es lo más y único urgente.

Las posibilidades a la muerte se cierran con esa vacuna, vivan, celebren la vida y vivan intensamente.

En cuanto a la reacción pues nada estoy casi perfectamente aunque me advirtieron que podría encontrarme un poco mareado que admito que lo estoy y como un poco ausente, pero no, eso no, estoy aquí, sigo vivo y he de dar gracias a la vida una vez más y a esta nueva oportunidad que a tan solo 24 horas de mi segundo cumpleaños se suma este tercero, va por mis padres por ellos que me dieron la vida. 

Por ellos, por todos los que ya no están y no pudieron ponérsela, Pfizer, Moderna o...
Comentarios