viernes 24/9/21

Del barro a la vida el símil en la performance “Rito” de Susana Guerrero, el despertar de Toro tras años de lucha cultural

El próximo 15 de septiembre la muestra denominada "La Iberoamericana" de arte contemporáneo que se celebra en Toro desde el 9 de julio cerrará sus puertas tras dos meses de éxito sin precedentes. La performance de Susana Guerrero puede ser perfectamente el símil de una ciudad que ha sufrido una enorme transformación cultural gracias a un equipo de gobierno capitaneado por Tomás del Bien que ha puesto a Toro en el mapa cultural mundial tras años de penumbra y oscuridad.
Performance iberoamericana toro 2021
Performance iberoamericana toro 2021

Aunque la exposición de las Edades del Hombre no tenía que ver en cuanto a la temática y nada que ver tampoco con la contemporaneidad de la muestra de estos dos meses, sentó un precedente en la ciudad y metió en el cuerpo de los toresanos un carácter universal y de muestra al exterior que hasta entonces no se había dado y los mandatarios de años pasados no vieron.

Fue el equipo de Tomás del Bien alcalde de Toro quien ideó una máxima que ha sido poner en el mapa de la cultura a una ciudad que tenía un tesoro escondido y que se abrió con las Edades del Hombre, con la noche Blanca de Toro con el "Vive Toro" con su Ciudad de la Música y con todos los certámenes y espectáculos que la ciudad del vino, la música y la cultura ha dejado fluir en la provincia, en la región y en el país. 

GALERÍA DE IMÁGENES DE LA PERFORMANCE

El cambio de la ciudad ha sido como la Performance “Rito” de Susana Guerrero que asemejaría metafóricamente lo sucedido en Toro en los años de este equipo de exportadores de la ciudad. Toro ha evolucionado del barro en el que estaba sumido y ha dado vida a una nueva forma de entender lo que se tiene, darle al patrimonio el aire y la visión de una provincia, una región y un país que ahora conocen a la ciudad como un lugar de culto para la música y los grandes y buenos conciertos de todo tipo de géneros, otro para que la cultura, el arte y todo su patrimonio monumental sea visto y "presumido" por todos los toresanos y por ende los zamoranos por todo el mundo. 

La performance de Susana Guerrero muestra a nuestro entender el nacimiento de una nueva vida, la que Toro da al que pasa por su ciudad, una nueva forma de entender, el arte, el ocio y por supuesto la vida la que asemeja el hilo rojo con el que los actores unen sus existencias.

Comentarios