martes 18/1/22

La suerte de contar con sus propios Reyes Magos

Tres usuarios de la residencia Fundación La Paz - Moraleja de Sayago se disfrazaron el pasado Día de Reyes de Sus Majestades para sorprender y obsequiar a sus compañeros

Los Reyes Magos en la Fundación La Paz - Moraleja de Sayago. Fotografía: Facebook
Los Reyes Magos en la Fundación La Paz - Moraleja de Sayago. Fotografía: Facebook

Sin visitas, pero con uvas anticipadas y Reyes personalizados. La residencia Fundación La Paz de Moraleja de Sayago ha organizado, desde el arranque de estas fiestas festivas que ya tocan a su fin, una variedad de actividades con el fin de los usuarios pudieran pasar unas fechas tan señaladas con un calor lo más parecido al familiar que antaño conocían.

La deriva de la sexta ola obligó a la dirección del centro a tomar medidas para proteger a sus residentes. “Se les envió un comunicado a los familiares, explicándoles la situación y dando la opción de hacer videollamadas para verse con ellos. La verdad que lo entendieron perfectamente y nos han ayudado para disminuir la probabilidad de contagio”, explican.

Con felicitaciones a distancia, los 60 residentes han podido celebrar por segundo año consecutivo unas fiestas en la intimidad de su día a día en el centro, entre talleres de manualidades y repostería, cánticos de villancicos y regalos. La maquinaria de la Navidad ha funcionado como nunca antes se había visto en un momento en el que los mayores siguen sufriendo las consecuencias del Covid en forma de restricciones a las visitas por su propia seguridad, pero con la confianza y el esfuerzo que ha puesto el personal para que la nostalgia no tuviera cabida en el centro.

Navidades en la Los Reyes Magos en la Fundación La Paz - Moraleja de Sayago. Fotografía: CEDIDA

Esta residencia sayaguesa se engalanó para la ocasión gracias a los adornos elaborados por los propios residentes y que han combinado con múltiples actividades, entre el ya tradicional bingo, la misa de Navidad y los ensayos de villancicos que han coreado en múltiples ocasiones a lo largo de estos días festivos, también en Nochevieja donde las campanadas se adelantaron a la tarde con el fin de que los mayores no se perdieron el cotillón y la cuenta atrás marcado a ritmo del pandero y ambientado con fuegos artificiales en el jardín del centro.

Tal ha sido la implicación que incluso tres de los usuarios de la residencia quisieron sorprender a sus compañeros disfrazándose de Reyes Magos para demostrar que la ilusión no entiende de edad. Un acto con el que los residentes volvieron a desplegar sus sonrisas al margen de la pandemia que amenaza tras los muros de estos centros, que luchan día a día por contener el Covid al tiempo que levantar la moral de sus residentes y segunda familia.

Navidades en la Los Reyes Magos en la Fundación La Paz - Moraleja de Sayago. Fotografía: CEDIDA

La suerte de contar con sus propios Reyes Magos
Comentarios