sábado 22/1/22
El CB Zamora se conjura antes del inicio del encuentro frente al UNI Tizona Burgos. | FOTO: Marcos Vicente
El CB Zamora se conjura antes del inicio del encuentro frente al UNI Tizona Burgos. | FOTO: Marcos Vicente

Tras la primera derrota cosechada en la temporada por parte de CB Zamora. Los chicos de Saulo Hernández se presentaban en el pabellón Ángel Nieto con la intención de volver a la senda de la victoria ante Ponferrada. 

Los zamoranos arrancaron el encuentro con intensidad y con una defensa férrea, que era acompasado con unos lanzamientos desde el perímetro que abrían una diferencia en los primeros cinco minutos de encuentro. (19-11, minuto 7)

Los primeros minutos de juego fueron del gran dominio de un Erikas Kalinicenko, que dirigía con soltura a un CB Zamora muy bien engrasado.  

Al final de los primeros diez minutos el CB Zamora Enamora se iba con una amplia diferencia al primer refresco. (30-18, 1er cuarto)

El arranque del segundo cuarto siguió por los mismos derroteros que los primeros diez minutos, un CB Zamora muy solvente en defensa, que abusaba en buena medida de un Erikas Kalinicenko enchufado. 

Tras un buen minuto inicial, el CB Zamora empezaría tener síntomas de falta efectividad ante un Ponferrada, que anotaba de tres en tres gracias a una circulación rápida de pelota. Solo Hernández estaba obligado a pedir tiempo muerto con cuatro por debajo. 

Las indicaciones del mister zamorano tuvieron efecto en sus pupilos, que remontaron el partido y consiguieron llevar una diferencia mínima al descanso. (42-39, 2do cuarto)

La vuelta del descanso fue impresionante para los locales. Erikas Kalinicenko, que con dos triples seguidos ampliaba la diferencia a los ocho puntos. (51-43, minuto 7)

Pasaron los minutos pero el marcador continuaba siendo favorable para los zamoranos. Un CB Zamora luchador mantenía el margen de puntos cercano a la decena de puntos. (59-50, 3er cuarto)

El último cuarto no comenzó de la mejor manera para los de Saulo. La primera jugada de acabo con la expulsión de Sede y se acompañó de una técnica por protestas desde el banquillo local. 

Un percance que no supuso un cambio de tendencia, puesto que los zamoranos continuaron por la buena senda de una defensa férrea en zona y unos buenos porcentajes de tiro, que aumentaron más la brecha de puntos. (67-52, minuto 5)

En esta linea, continuaron los buenos minutos locales, con Tamba enorme dentro de la zona, un Kalinicenko ametralladora desde la linea de tres. 

Los de Saulo Hernández consiguieron una meritoria victoria, haciendo bien los deberes tanto ofensiva como defensivamente. (77-64)

CRÓNICA | Kalinicenko guía a CB Zamora en una victoria justa ante Ponferrada (77-64)
Comentarios