miércoles. 17.04.2024
rdp ccoo. Imagen de archivo
rdp ccoo

CCOO considera que, en la fiesta de la democracia de nuestro país, el derecho al voto, expresión tangible de la misma, es un derecho fundamental de la ciudadanía en un estado democrático, derecho que hay que garantizar por encima de cualquier consideración.

Para M Ángeles Vázquez , Secretaria de CCOO-Correos de la provincia de Zamora, en un contexto de la importancia del actual unas elecciones generales decisivas para nuestro país, en el que solo cabe el llamamiento a la ciudadanía para que acuda a votar masivamente, todas las instituciones tienen que respaldar ese llamamiento, la primera el Gobierno de este país, que se muestra sorprendentemente tibio a este respecto, con unos niveles de información e impulso institucional del voto por correo inusualmente bajo.

CCOO, sindicato mayoritario del correo público de este país, considera un grave error realizar una huelga que pondría en serias dificultades el derecho constitucional de voto e iría seriamente en sentido contrario a nuestra vocación de representantes de un servicio público que pertenece a la ciudadanía y que tiene como objetivo esencial, entre otros, garantizar su derecho democrático a ejercer el voto a los millones de ciudadanos/as que ejercerán el voto por correo en estos comicios.

La convocatoria de elecciones generales en pleno verano, que dificulta extremadamente el voto presencial de las y los ciudadanos, conllevará que haya entre 2 y 3 millones de votos por correo que los 47 mil trabajadores/as del correo público gestionarán con la profesionalidad, dignidad y vocación de servicio público con que lo han hecho en los 14 procesos electorales que se han realizado desde 1978 en este país.

Por eso, están exigiendo al Gobierno que no mire para otro lado, como lo está haciendo, sino que ejerza la responsabilidad que la ciudadanía espera de él, llamando al voto por correo, haciendo las campañas mediáticas necesarias y desplegando todos los medios para que el correo público ejerza su mandato constitucional de desarrollar con garantías el proceso electoral.

Por eso, CCOO sigue exigiendo, al menos, 12.000 contratos de refuerzo, un incremento de las compensaciones a los trabajadores, aumentando las ridículas cuantías destinadas actualmente (121 euros por toda la campaña), y que amplíe con personal voluntario la atención al público y el reparto, con aumento de las franjas horarias de atención, incrementando los módulos y las horas extras. También pedimos que cuide a la plantilla contra el previsible calor de julio con las medidas necesarias y que respete los derechos de los trabajadores/as, entre ellos, sus vacaciones.

CCOO insiste en que el Gobierno esté a la altura, porque invertir en democracia -más recursos para las elecciones generales- no puede considerarse un coste, como está transmitiendo, sino un valor fundamental de credibilidad ante la ciudadanía.

CCOO cree que es un grave error convocar una huelga en Correos en un contexto de...