martes. 27.02.2024

La Esperanza, más inclusiva gracias al proyecto implantado por el colegio Virgen del Castillo

Mediante pictogramas, los usuarios podrán indicar de manera clara y sin equivocaciones su necesidad o petición, desde la retirada de una vela, al cambio de dirección o completar el registro de alta

Una cuestión que se ha abordado en la Asamblea General ordinaria que se ha celebrado en la tarde de este viernes, 9 de febrero, en el Seminario San Atilano y al que se ha unido también el refuerzo de la obra social de la cofradía

Asamblea de la Cofradía de la Virgen de la Esperanza
Asamblea de la Cofradía de la Virgen de la Esperanza

El proyecto 'Zamora Inclusiva' sigue avanzando y ampliando su margen de acción. Fue a inicios del curso 2022/2023, hace ya año y medio cuando el profesorado de Audición y Lenguaje del Colegio de Educación Especial Virgen del Castillo implementó esta herramienta que busca mejorar la interacción de las personas que tienen problemas de comunicación con el resto de la sociedad, al tiempo que abrirles las puertas a todo tipo de servicios. 

Un proyecto al que ahora se adhiere la Cofradía de la Virgen de la Esperanza. De esta manera, la sede se abre completamente a las personas con algún tipo de discapacidad temporal o permanente con las que podrá comunicarse y realizar todas las gestiones a través del panel. Un proyecto que en breve se unirá a la página web de la Cofradía una vez esta termine de habilitarse. "Con un código QR hacen la foto y les llevará directamente". 

Mediante pictogramas, los usuarios podrán indicar de manera clara y sin equivocaciones su necesidad o petición, desde la retirada de una vela, al cambio de dirección o completar el registro de alta. "Es algo muy innovador", ya que no hay ninguna cofradía en nuestra Semana Santa que lo tenga, tal y como ha adelantado a este medio el presidente de la Esperanza, Pablo Alonso. 

Sede Cofradía Virgen de la Esperanza
Sede Cofradía Virgen de la Esperanza

Una cuestión que se ha abordado en la Asamblea General ordinaria que se ha celebrado en la tarde de este viernes, 9 de febrero, en el Seminario San Atilano y al que se ha unido también el refuerzo de la obra social de la cofradía. 

En un inicio se destinaba el 20%, el presupuesto se ha actualizado acorde al número de hermanos que en los últimos años ha experimentado un aumento considerable -sólo en este último año se han dado de alta unas 150 personas entre damas y hermanos-. A ello se suman nuevos beneficiarios más allá del Centro Menesiano, la residencia del Tránsito y Cáritas. 

"Hemos destinado también una pequeña cantidad a distintas partidas", entre ellas las obras del Convento de Cabañales o la donación de material al colegio Santísima Trinidad dentro de un proyecto de innovación educativa con los que los alumnos elaboraron unos llaveros con el logotipo de la Cofradía. Unas partidas que también han llegado a los talleres ocupacionales de Intras y que, en su caso, devolvieron en forma de unos llaveros hechos a mano con las estrellas del manto de la Virgen. Todo este material permanece a la venta en el local de la Cofradía para seguirlo destinando a nuevas causas. 

Proyecto de innovación educativa del colegio Santísima Trinidad. Fotografía: Esperanza ZAMORA
Proyecto de innovación educativa del colegio Santísima Trinidad. Fotografía: Esperanza ZAMORA

La Esperanza, más inclusiva gracias al proyecto implantado por el colegio Virgen del...