jueves. 18.07.2024
La UME salva a una madre y sus tres hijos cuatro días después del terremoto en Turquía. Fotografía: Ministerio de Defensa
La UME salva a una madre y sus tres hijos cuatro días después del terremoto en Turquía. Fotografía: Ministerio de Defensa

"Las tres extracciones que realizaron de una madre y dos niños, y la ayuda también en el rescate de otras tres personas, nos han hecho llorar a todos", ha asegurado Robles en sus palabras de agradecimiento a todo el equipo. "Lo único que puedo decir es el orgullo que sentimos, que es el orgullo de toda España de tener unas Fuerzas Armadas y, en este caso, una Unidad Militar de Emergencias que, poniendo en riesgo su vida por la posibilidad de réplicas sísmicas, fueron hasta el final salvando personas".

"Han vuelto con la impotencia de no haber podido salvar más vidas, pero se volcaron y lo entregaron todo", ha subrayado la ministra, recordando que "en cualquier lugar del mundo donde haga falta estará siempre un hombre o una mujer de las Fuerzas Armadas españolas para ayudar y rescatar a las personas que lo están pasando mal".

Robles ha elogiado el trabajo de la UME "que siempre se entrega y nunca busca protagonismo, son un ejemplo en este mundo que vivimos por su sentido de humildad y de vocación de servicio".

En la exposición de la operación 'Terremoto Turquía 2023', el jefe del BIEM II, teniente coronel José Alberto Gallego, ha explicado que la "experiencia ha sido inolvidable porque "es la primera vez que la UME rescata personas vivas", siendo especialmente emotivo fue la extracción de dos pequeños y su madre (Muslim, Elif y Leyla) el 10 de febrero en la localidad de Nurdagi, en el sureste del país.

En total, los militares de emergencia españoles realizaron trabajos en nueve lugares distintos en las localidades de Islahiye y Nurdagi, participando en el rescate de seis personas vivas, tres de las cuales fueron recuperadas por el equipo español, y nueve víctimas fallecidas.

La UME salva a una madre y sus tres hijos cuatro días después del terremoto en Turquía. Fotografía: Ministerio de Defensa
La UME salva a una madre y sus tres hijos cuatro días después del terremoto en Turquía. Fotografía: Ministerio de Defensa

La rapidez del despliegue es fundamental para encontrar supervivientes, ha subrayado el jefe de la BIEM, cuyos equipos de guardia cuentan con seis horas para salir hacia la zona de catástrofe desde que reciben la llamada.

El logro de las 48 horas

El contingente formado por 55 militares y 4 perros (3 especialistas en rescate de personas vivas y 1 en fallecidos), consiguió estar trabajando en los sectores asignados en poco más de 48 horas, "lo que supuso un importante logro y esfuerzo, porque no es fácil proyectar un equipo con todo su material (10 toneladas) en medio del caos que se organiza en el país afectado", ha destacado a la ministra el comandante Manuel Burgos, jefe del equipo Búsqueda y Rescate Urbano (USAR, en inglés) desplegado en Turquía.

Tras la proyección de un vídeo sobre la operación, Robles ha mantenido una charla con los participantes en el despliegue a Turquía durante la cual han compartido las experiencias inolvidables que han vivido, principalmente la del rescate de la familia porque "el premio de esas tres vidas nos va a quedar a todos", en palabras del teniente Mora.

La ministra ha animado al batallón a invitar a España a los rescatados y a la voluntaria intérprete turca que les acompañó, "una figura clave para el desarrollo de nuestras operaciones, que además de traductora se convirtió en una facilitadora", según el comandante Burgos en el relato de la operación, no exenta de contratiempos y dificultades que el equipo español supo sortear con ímpetu y rapidez de tal modo que al final se hizo cargo de con la coordinación de los equipos USAR internacionales en la zona de Islahiya.

La ministra de Defensa, Margarita Robles, con el segundo Batallón de Intervención de Emergencias (BIEM II) de la UME que se desplazó a Turquía tras el terremoto
La ministra de Defensa, Margarita Robles, con el segundo Batallón de Intervención de Emergencias (BIEM II) de la UME que se desplazó a Turquía tras el terremoto

Un equipo de Búsqueda y Rescate Urbano (USAR, por su siglas en inglés) de la UME, que cuenta con certificación de Naciones Unidas y de la Unión Europea, se divide en tres grupos: un cinológico, otro de búsqueda técnica y un último de rescate. Junto a ellos se desplazan un elemento de apoyo sanitario y otro logístico.

Dentro del Mecanismo Europeo de Protección Civil, España aporta 11 módulos de intervención, y siete de ellos corresponden a la UME, y cada mes uno de sus cinco batallones está disponible para dar el apoyo que la UE pudiese requerir en cualquier parte del mundo. Este mes de febrero está de turno el segundo BIEM de Morón, al que sustituirá el tercer batallón de Valencia en marzo.

"Han vuelto con la impotencia de no haber podido salvar más vidas": el regreso de la...