lunes. 26.02.2024
paketorros
paketorros

No dejó lugar a dudas, Paketorros 2023 ha sido un completo éxito a nivel de organización, visitantes, civisimo, actuaciones y ambiente. Moraleja del Vino sigue creciendo en este aspecto y, mientras mantenga en su calendario este fin de semana marcado en rojo, el pueblo seguirá viviendo dos días intensos de motor.

Numerosas actividades llenaban un cartel que agradó tanto a moteros como a los vecinos de Moraleja, que siguen disfrutando del olor a gasolina de las motos, venidas ya de distintos puntos de la geografía nacional. 

Entre las actividades se encontraban dos pases de stunt. Acrobacias, ruedas quemadas y motos al límite que siempre dejan un gran show y espectáculo. Sin embargo, a mayor show, mayor riesgo y también quedó demostrado en esta edición. 

El encargado del segundo pase del stunt, ya en horario nocturno, era NH Stunt. Una de sus acrobacias consistía en atravesar una barrera de llamas con la moto, buscando crear una estela tras el paso a gran velocidad. Sin embargo, tras cruzar el fuego, las llamas permanecieron en la moto sin apagarse, lo que obligó al piloto a bajarse rápidamente. 

Los espectadores se vieron obligados también a separarse corriendo de las vallas, mientras veían cómo la moto ardía sin poder hacer nada. Unos segundos después acudieron con extintor para poder sofocar el incendio que se había creado, quedando el momento en un susto. 

No hay que olvidar que los pilotos ponen en riesgo su integridad con estos espectáculos y la pericia es clave para que, en situaciones sorpresa, la reacción sea la más rápida y adecuada.

Paketorros no se libró de un pequeño susto en la actuación de stunt