domingo. 26.05.2024

El CB Zamora cerraba el año en el Ángel Nieto recibiendo a Talavera, siendo un partido vital de cara a despedir el año saliendo de la zona baja de la clasificación. El pabellón zamorano volvía a ver Evan Yates con la camiseta azul y el americano no tardaba en anotar los primeros puntos del encuentro. 

El conjunto de Saulo Hernández salió apretando en defensa y parecía que podría escaparse en el primer cuarto, pero Talavera igualó la balanza con mucho trabajo en el juego interior. No tardaría en entrar la rotación para un CB Zamora que no conseguía finalizar las posesiones. 

Aprovechando la llegada de Yates, Saulo Hernández experimentaba con la rotación y colocaba a Naspler 'de tres' con Traoré y el estadounidense en pista. 

La defensa del CB Zamora parecía funcionar, pero la línea de tres del conjunto manchego les permitía mantenerse cerca al término del primer cuarto, al que se llegaba con un ajustado 16-14.

El segundo parcial arrancaba con máxima igualdad y con Talavera demostrando que su principal arma era el triple. El CB Zamora tenía que trabajar las jugadas para conseguir anotación, aprovechando la baza de Yates en el poste bajo, mientras tanto, a Talavera apuntaba a una puntuación alta a base de triples.

Saulo Hernández tenía que pedir tiempo muerto al ver a sus chicos que se descuidaban en la defensa del perímetro, donde Talavera alcanzaba los ocho triples. Aun así, el CB Zamora luchaba cada punto desde la pintura manteniendo el encuentro igualado a 30 puntos.

El partido llegaba al final de la primera parte con un juego trabado, pero con un CB Zamora que se iba a vestuarios 38-36. Por su parte, el Baloncesto Talavera terminaba con nueve triples de 18

Tuvo que ser en la salida a la cancha cuando Kalinicenko anotaba el primer triple para el CB Zamora que volvía a salir con un punto más. Tanto que al segundo triple local, Ricardo Uriz pedía tiempo muerto para ajustar la defensa de su equipo.

El conjunto de Saulo Hernández se aplicaba en defensa permitiéndole salir al contraataque con solvencia, llevando el marcador a su máxima diferencia con 51-38. Poco a poco Kalinicenko cogía la racha desde la línea de tres y el CB Zamora se iba a los 63 puntos, con tan solo tres en el tercer parcial del conjunto manchego.

Los zamoranos rompían el partido en el tercer cuarto a base de triples y dejaban el encuentro prácticamente encarrilado con un 66-41 y un parcial de 28-5.

Al partido ya solo le faltaban diez minutos con más de 30 puntos de diferencia tras los primeros minutos. El CB Zamora tenía a la mayoría de sus jugadores con dos cifras en la anotación, muestra del completo segundo tiempo que estaba cuajando el equipo. 

Con la próxima jornada en siete días, ambos conjuntos comenzaban a reservar fuerzas al estar el partido sentenciado. El resultado dependería del daño que quisiera hacer el CB Zamora ante un Talavera que había bajado los brazos.

Aprovechando el resultado, Saulo Hernández dio entrada al pequeño de los Kalinicenko que nada más salir anotó desde la línea de tres. Con todo decidido, el partido llegó a su fin con un resultado de 92-55.

El CB Zamora se da un festín por fin de año y vence a Talavera 92-55