viernes 21/1/22
Foto archivo vivienda
Foto archivo vivienda

Izquierda Unida de Benavente valora muy positivamente el acuerdo sobre la nueva Ley de Vivienda alcanzado por el Gobierno de coalición formado por PSOE y Unidas Podemos.

Un acuerdo que ha pasado por varias vicisitudes y un largo tiempo de negociación sin avanzar en algo tan fundamental como era limitar la escalada de precios del alquiler.  

Parece que ¡Por fin! el Gobierno de coalición ha llegado a un acuerdo para dar luz verde a la Ley de Vivienda. Tras la insistencia de Unidas Podemos, se logra avanzar en una ley urgente en nuestro país que cumple con los acuerdos firmados y protege, por primera vez, el derecho a la vivienda en nuestro país.

Izquierda Unida de Benavente se congratula por ello, destacando las claves  principales y objetivos de esta Ley.

Esta ley supone un cambio de paradigma en la forma en la que se ha abordado la vivienda en nuestro país. Por primera vez, se va a proteger como lo que es, un derecho, y se va a defender frente a los intereses de unos pocos el derecho de todos los ciudadanos y ciudadanas a una vivienda digna.

Gracias a este acuerdo, los precios de los alquileres van a bajar en nuestro país (como así estaba pactado y hemos defendido). Las medidas van a proteger a los inquilinos, van a obligar a los grandes propietarios a bajar el alquiler y van a congelar el precio de los pequeños propietarios, dándole muy buenos incentivos para que, además, bajen el precio. Y esos incentivos fiscales los van a pagar los grandes propietarios, a los que se le retiran muchos privilegios fiscales que han tenido durante todo este tiempo.

Se pone freno a los fondos buitre: los grandes propietarios (a partir de 10 viviendas) estarán obligados a bajar el alquiler y, además, serán los que paguen los incentivos fiscales para que a los pequeños propietarios les beneficie reducir el precio.

Las medidas más importantes de este acuerdo, y de la futura Ley, son las siguientes:

1. Regulación y bajada de los precios del alquiler. Aspectos principales:

- Grandes propietarios: obligación por ley de bajar los alquileres en base al índice de referencia para todos los contratos en las zonas de mercado tensionado. Retirada de privilegios fiscales.

- Pequeños propietarios: congelación de precios e incentivos fiscales para bajarlos.

2. Suspensión de los desahucios para personas en situación de vulnerabilidad sin alternativa habitacional: será necesario pedir un informe previo a los servicios sociales. Dicha alternativa deberá ser una vivienda digna y asequible.

3. Impuesto a la vivienda vacía: recargo del IBI de hasta un 150% sobre la vivienda vacía, que podrán aplicar los ayuntamientos sobre aquellos inmuebles que lleven 2 años vacíos sin causa justificada.

4. Movilización del parque público de alquiler: reserva del 30% de todas las promociones para vivienda protegida (no sólo nuevas promociones sino también grandes reformas). De este 30%, la mitad deberá destinarse a alquiler social. En caso de ausencia de este porcentaje cualquier persona podrá reclamarlo judicialmente.

Para Izquierda Unida de Benavente, y que ya propuso tiempo atrás, la parte más relevante de la futura Ley es la posibilidad para el Ayuntamiento de Benavente de crear un impuesto a la vivienda vacía. Un impuesto que se aplicaría con un recargo del IBI de hasta un 150% sobre aquellos inmuebles que lleven 2 años vacíos sin causa justificada la citada vivienda.

IU Benavente aplaude la Ley de Vivienda, que abre las puertas a crear un impuesto a la...
Comentarios