miércoles 18/5/22
Seguros Bilbao-TCD-Caja Rural.
Seguros Bilbao-TCD-Caja Rural.

Importante triunfo del Seguros Bilbao que supo sobreponerse a la baja de última hora de su máximo anotador, Talla Niang, lesionado en su mano derecha a la espera de pruebas médicas. Enfrente, un rival joven pero de gran calidad que complicó mucho la victoria del cuadro zamorano. Un triunfo que no se vio claro hasta el último tramo del encuentro donde los naranjas supieron administrar la renta conseguida en el tercer cuarto, parando las acometidas finales de un rival que nunca bajo los brazos.

Un primer cuarto muy anotador daba las primeras ventajas a los locales pero el cuadro leonés no bajaba la guardia y respondía con acierto desde el perímetro. Rodrigo Deus se erigía en el faro anotador del Zamarat y castigaba una y otra vez a la defensa rival que se veía incapaz de pararle. En una de sus penetraciones, la mala fortuna hizo que su defensor sufriera una aparatosa brecha en la ceja que interrumpió el partido durante unos minutos. Repuestos del susto, el cuarto se cerraba con una renta de cinco puntos a favor del conjunto naranja después de que los leoneses llegaran a igualar una desventaja que ya rondaba la decena de puntos.. El segundo periodo fue tremendamente igualado, con un equipo visitante que continuaba haciendo daño desde más allá del arco y también desde la línea del 4,60. Al descanso, los zamoranos enfilaban el túnel de vestuarios con tan solo cuatro puntos de margen.

El encuentro se rompió en el tercer cuarto en el que la buena labor defensiva de los locales, unido al acierto desde la línea de personal, hizo que se afrontara el último cuarto con un 67 a 51 que parecía sentenciar el choque. Pero el Reino de León no había arrojado la toalla y a pesar de iniciar el periodo con un tiro libre en contra por técnica a su entrenador, supo sobreponerse, recortando su mayor desventaja (72-53) hasta bajar de la barrera psicológica de los 10 puntos con dos minutos por jugarse. Pero ya no quedaba tiempo material y al Seguros Bilbao no le tembló la mano desde la línea de personal para cerrar el partido y la victoria ante un oponente que lo dio todo pero que se marchó de vacio del Ángel Nieto.

Ahora toca recuperar fuerzas y tras el parón del próximo fin de semana, retomar la competición, de nuevo como local, para recibir al Club Soria Baloncesto, rival que transita en la zona media de la clasificación tras su derrota ante el líder Filipenses.

CRÓNICA | Seguros Bilbao logra sobreponerse a la baja de Talla Niang
Comentarios