miércoles 18/5/22
Foto de Archivo

En la tarde del sábado 23 de octubre, el Zamora Rugby Club disputó su tercer partido de liga contra el equipo de Arroyo Rugby Club en los campos de La Vega de la localidad de Arroyo de la Encomienda (Valladolid).

Alineación Zamora Rugby Club: Socio, Drago, Estévez, Pechu, Mole, Polo, Albarrán, Cuñado, Jorge, Saúl, Holandés, Mario, Franga, Sola y Justin. También jugaron como suplentes: Randy y Álvaro, este último, hacía su debut con la camiseta del XV del Carnero.

Visita difícil la que tenía que hacer el ZRC a Arroyo pues no en vano, el conjunto local es a priori uno de los gallitos de la liga.

Los primeros minutos fueron muy igualados jugándose, eso sí, en terreno zamorano. La posesión del oval fue continua para los locales aunque no conseguían poner en dificultades a los Carneros, gracias una buena y ordenada defensa.

Por estos mismos derroteros seguiría el partido -posesión y territorialidad para Arroyo-, y como único aspecto reseñable fue la tarjeta amarilla que recibió un jugador en local en el minuto 23 por placaje alto.

En el minuto 26 se desharía el empate en el marcador, merced a una marca de Arroyo, tras una escapada de un jugador de su línea desde medio campo, donde la defensa de los tres cuartos zamoranos no estuvo a la altura. 7-0 para Arroyo (ensayo transformado). El partido seguía con la misma tónica, Arroyo atacando en campo zamorano y el ZRC defendiendo todas las acometidas. 

Pese a la soltura con que el Zamora Rugby Club ganaba las fases estáticas propias, y alguna ajena, y disfrutaba de multitud de balones para jugar, el oval apenas le duraba en las manos a los Carneros. Así se llegó al minuto 34, donde en una extraña jugada con un maul perfectamente organizado y controlado por el ZRC en el medio del campo, el balón les fue robado por los jugadores de Arroyo, abrieron a la línea y conseguirían su segundo ensayo para dejar el marcador en 12-0 (ensayo no transformado). Así se llegó al final de la primera parte, donde los locales habían sido superiores y prácticamente se jugó en campo del ZRC.

Estaba claro que en la segunda parte el ZRC necesitaba el balón y empezar a atacar en campo del Arroyo. Y con esas premisas se inició la segunda parte, el Zamora Rugby Club había vuelto las tornas al partido y era el que mandaba sobre el campo.

Y así, en el minuto 19 el ZRC anotaba su primer ensayo posado por Cuñado, tras una apabullante melé en línea de 5 donde los delanteros de Arroyo se vieron totalmente impotentes para frenar a la delantera zamorana. La verdad, que la delantera zamorana estaba haciendo mucho daño en las melés estáticas a Arroyo R.C. Transformaría el ensayo Saúl para dejar el marcador en 12-7 y con las espadas en todo lo alto, tras apreciar la mejoría en ataque de los Carneros.

Pero un despiste de la defensa del ZRC a la salida de un golpe de castigo en su 22 les costaría un nuevo ensayo. Una pena porque los Carneros habían logrado acercarse en el marcador y cambiado las sensaciones. 17-7 para los locales (ensayo no transformado).

El ZRC no se vino abajo y siguió disfrutando del oval y jugando en campo local, y también, siguiendo muy seguros en las fases estáticas. Y a la salida de una touch local cercana a la línea de 5, un jugador de Arroyo se hizo un pequeño lío, que aprovecharía Albarrán para marcar un ensayo de pillo. Minuto 31 (ensayo no transformado) y el ZRC se acercaba de nuevo en el marcador, 17-12.

Eran los peores momentos para Arroyo pues se veían impotentes para frenar a la delantera zamorana que estaba surtiendo de un sinfín de balones a su línea, y que hacía presagiar que este partido pudiera caer definitivamente del lado zamorano.

Pero no fue así, tras una tarjeta amarilla mostrada a Estévez por anti juego por no dejar sacar un golpe de castigo, nuevamente fue Arroyo el que golpeó en el minuto 36 a la salida de otro de golpe de castigo jugado con su línea: 22-12 que caía como una losa para el ZRC. Y ya en el último minuto, nuevo ensayo local para dejar un marcador definitivo de 27-12. Quizá un excesivo castigo para el Zamora Rugby Club, donde si bien es verdad que en la primera parte sufrió, en la segunda parte se recompuso y a punto estuvo de dar la campanada.

El próximo partido del Zamora Rugby Club -que será amistoso- tendrá lugar en la Ciudad Deportiva de Zamora este sábado día 30 para enfrentarse a los Titanes de Madrid. Y ya en el fin de semana del 6 de noviembre, se retomará la liga para acudir a jugar a Ávila contra el equipo local.

CRÓNICA | El Zamora Rugby Club sufre un excesivo castigo en Arroyo de la Encomienda
Comentarios