domingo. 23.06.2024
Fotografía de archivo familia haciendo uso de móviles
Fotografía de archivo familia haciendo uso de móviles

La adopción y el acogimiento familiar son las dos medidas previstas en el sistema de atención a la infancia que permiten la integración de los menores desprotegidos en un entorno familiar. Cuando, por motivos que perjudiquen directamente al menor, resulte del todo inviable que éste pueda permanecer o retornar –tras un periodo en acogida– a su familia de origen, la prioridad de la Junta de Castilla y León es resolver su situación de manera definitiva dándole un hogar particular para siempre. La adopción es una medida de protección de la infancia y se promueve siempre en interés superior del menor.

Precisamente, para impulsar y facilitar estos procesos, la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades ha publicado hoy en el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl) la convocatoria para que las entidades sociales opten a la prestación de los servicios y apoyos relativos al procedimiento de adopción. No obstante, esta orden se extiende también a las adopciones internacionales –para aquellos expedientes tramitados en la Comunidad– y a los servicios postadopción.

La presente acción concertada unifica todos los servicios y actuaciones que se desarrollan en materia de adopción con el fin de mejorar la atención tanto a las familias que tramitan procesos de adopción, como a los menores adoptados, facilitando el proceso, así como los apoyos necesarios a la convivencia hasta la mayoría de edad de estos.

La convocatoria se hace por un periodo de dos años prorrogable por igual duración y la dotación económica prevista asciende a 385.000 euros anuales.

De acuerdo con el texto, dentro de los procesos de adopción nacionales e internacionales se refuerzan los servicios de formación inicial, complementaria y continua. Se trata de una herramienta formativa dirigida a aquellas personas que se ofrecen para adoptar y que se alarga no sólo durante toda la tramitación, sino hasta la mayoría de edad del menor. Además, la Junta incrementará los recursos destinados al asesoramiento que se lleva a cabo tanto en los primeros pasos, como en el periodo de guarda con fines de adopción.

Concretamente, en las adopciones internacionales se va a instaurar la gratuidad de las valoraciones psicosociales para conocer la idoneidad de las familias para llevar a cabo el proceso, un paso muy importante para el impulso de esta modalidad en Castilla y León.

En cuanto a los servicios después de la adopción, la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades apuesta por mejorar el apoyo a la convivencia en el entorno familiar, pero también por una atención más intensa al menor a través de la ampliación de sesiones terapéuticas. En este contexto, se va a disponer de un teléfono para situaciones de crisis que funcionará todos los días y a cualquier hora.

Precisamente, estos servicios que se ofrecen una vez consumada la adopción son esenciales para las familias, puesto que los profesionales las orientan para que puedan abordar determinadas situaciones que se produzcan durante el periodo de minoría de edad del niño o adolescente adoptado, a través de apoyo psicológico y social tanto para los menores como para las familias. Además, existe un servicio destinado de manera específica a ayudar a las personas adoptadas a conocer sus orígenes.

Nuevos servicios y apoyos a las familias que quieran realizar adopciones nacionales e...