viernes. 07.10.2022

Benavente se suma a la conmemoración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la ciencia

Un año más, el Ayuntamiento de Benavente se suma a la conmemoración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia (11 de febrero) con el objetivo desde la corporación municipal y el área de Igualdad, de promover, en colaboración con los centros educativos y otras instancias públicas y privadas, acciones educativas y de visibilización social que contribuyan a la igualdad efectiva entre hombres y mujeres, entre niñas y niños. 
dia int.mujer niña ciencia benavente
dia int.mujer niña ciencia benavente
El Ayuntamiento de Benavente es plenamente consciente de la problemática descrita en la relación de las niñas y las mujeres con la ciencia y están poniendo su empeño y todo lo que está al alcance de su mano para reducir la brecha de género existente en este ámbito.

El 22 de diciembre de 2015, la Asamblea General decidió establecer un Día Internacional anual para reconocer el rol crítico que juegan las mujeres y las niñas en la ciencia y la tecnología, La igualdad entre hombres y mujeres es una prioridad global de la UNESCO, y el apoyo a las jóvenes, su educación y su plena capacidad para hacer oír sus ideas son los motores del desarrollo y la paz. La ciencia y la igualdad de género son fundamentales para el desarrollo sostenible. Aun así, las mujeres siguen encontrando obstáculos en el campo de la ciencia: menos del 30 % de investigadores científicos en el mundo son mujeres.

Hacer frente a algunos de los mayores desafíos de la Agenda para el Desarrollo Sostenible -desde la mejora de la salud hasta el cambio climático- dependerá del aprovechamiento de todos los talentos. Eso significa conseguir introducir a más mujeres en estos campos. La diversidad en la investigación amplía el número de investigadores talentosos, aportando una nueva perspectiva, talento y creatividad.

La brecha de género en los sectores de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas (STEM) persiste desde hace años en todo el mundo. A pesar de que la participación de las mujeres en las carreras de grado superior ha aumentado enormemente, éstas todavía se encuentran insuficientemente representadas en estos campos.

En la actualidad, menos del 30 por ciento de los investigadores en todo el mundo son mujeres y solo alrededor del 30 por ciento de todas las estudiantes escogen estudios superiores dentro del campo de las ciencias, la tecnología, la ingeniería y matemáticas (STEM). Los prejuicios y los estereotipos de género que se arrastran desde hace mucho tiempo continúan manteniendo a las niñas y mujeres alejadas de los sectores relacionados con la ciencia.

El hecho llamativo de incluir a la niña y no solo a la mujer adulta como coprotagonista de este día, apunta a la que posiblemente constituye la razón principal de este desequilibrio. La pregunta clave es ¿por qué existe esta diferencia de participación de la mujer en la ciencia en comparación con otras áreas profesionales y de conocimiento? ¿Existe una actitud especialmente reaccionaria y machista por parte de la comunidad científica tradicional que justifique este desequilibrio? Parte de la respuesta, como en tantos otros temas sociales, parece estar en una etapa previa a la incorporación a la vida profesional. 

Estamos hablando de la educación primaria y secundaria y de cómo esta, de forma inadvertida, puede estar desincentivando la participación de la mujer en áreas de la ciencia de alta especialización. En la medida en que este techo de cristal invisible se construye no solo en la escuela sino también en los valores y preferencias que inculcamos los padres, será bueno revisar qué podemos hacer en el día a día para equilibrar esta situación.  

Benavente se suma a la conmemoración del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la...
Comentarios