sábado 28/5/22

La odisea de comprar ropa cuando no tienes un cuerpo perfecto

Una cosa tengo clara, no nos sobran kilos ni el problema somos nosotras. Las grandes cadenas son las realmente culpables. En países como el nuestro, las empresas te empujan a cumplir con un canon de belleza irreal; más del 50% de las mujeres lo tiene difícil para encontrar ropa. Lamentable.

Denuncia a través de Twitter
Denuncia a través de Twitter

El cambio de temporada o de estación, simplemente renovar el armario, se ha convertido en un quebradero de cabeza para muchos, me incluyo. Llega un momento de la vida en el que dejas de ser niña para convertirte en mujer y es ahí cuando empiezan los problemas.

La delgadez manda en la sociedad; no solo en los centros comerciales cuando quieres comprar un pantalón. También en las pasarelas, aunque ahora esté cambiado a pasos de tortuga. Los patrones no se ajustan a la realidad de la mayoría de las mujeres con caderas anchas, muslos y trasero.

La tiranía de las tallas pequeñas puede convertir ir a comprar en un problema de autoestima que puede llevar a situaciones más serias. A veces es realmente complicado encontrar un pantalón de tu talla; las tiendas venden ropa diminuta en la que, a mí, personalmente, no me cabe ni una pierna. Y es que, veamos… a veces vamos en busca de un vaquero y, ¡tachan! XS, S, M, L… ¡nada más!

Me atrevería a decir que las tiendas deberían ampliar sus catálogos de tallas para que ninguna mujer se sienta discriminada. Evitar las comparaciones; que cada persona pueda ser feliz con su cuerpo.

Pero, ¿cómo va a ser una feliz si ni siquiera puede vestirse cómodamente? De hecho, en los últimos años, si os habéis dado cuenta, los tallajes cada vez son más pequeños, me explico, una talla 38 ya no es la misma 38 que existía hace dos años. ¿Por qué quieren seguir generándonos inseguridades?

Una cosa tengo clara, no nos sobran kilos ni el problema somos nosotras. Las grandes cadenas son las realmente culpables. En países como el nuestro, las empresas te empujan a cumplir con un canon de belleza irreal; más del 50% de las mujeres lo tiene difícil para encontrar ropa. Lamentable.

No hay concepción sobre el cuerpo de la mujer, el tallaje debería respetarse siempre. No podemos vivir con miedo a ir a comprar y salir de la tienda con la necesidad de adelgazar y entrar en esos pantalones que tanto nos han gustado y que resultan ser diminutos.

Tenemos que dejar de pensar que no somos distintas. Lo que necesitamos son tallas que correspondan con la realidad y nos hagan sentir cómodas en esta sociedad impasible que desde que nacimos nos marcó el camino que deberíamos seguir: estudia, cásate, sé madre, ten buenos modales, ve siempre maquillada y bien peinada y, por supuesto, mantén un cuerpo delgado porque sino lo tendrás muy difícil para encontrar ropa de tu talla.

La odisea de comprar ropa cuando no tienes un cuerpo perfecto
Comentarios